Reseña de “Crónicas de Narnia” de C.S. Lewis

Las Crónicas de Narnia es una serie de libros juveniles escrita por el escritor y profesor anglo-irlandés C. S. Lewis entre 1950 y 1956, e ilustrado, en su versión original, por Pauline Baynes. Relata las aventuras en Narnia, tierra de fantasía y magia creada por el autor, y poblada por animales parlantes y otras criaturas mitológicas que se ven envueltas en la eterna lucha entre el bien y el mal. Está formado por site libros:

Fuente: www.casadellibro.com
Fuente: http://www.casadellibro.com

1 – El sobrino del mago

Dos amigos, víctimas del poder de unos anillos mágicos, son arrojados a otro mundo en el que una malvada hechicera intenta convertirlos en sus esclavos. Pero entonces aparece Aslan y con su canción va hilando el tejido de un nuevo mundo que recibirá el nombre de Narnia.

 

Fuente: http://casadellibro.com
Fuente: http://casadellibro.com

2- El león, la bruja y el armario 

Durante la Segunda Guerra Mundial, cuatro niños son enviados fuera de Londres, a la inmensa casa de un viejo profesor. En ese lugar, en una habitación, hay un antiguo armario. En su interior cuelgan numerosos abrigos… al fondo está Narnia. En este mundo se internan los cuatro niños y viven sorprendentes aventuras.
Narnia…un mundo congelado… un país que aguarda su liberación.

Cuatro niños que viven en una casa solitaria descubren un armario que les sirve de puerta de acceso a Narnia, un país congelado en un invierno eterno y sin Navidad. Cumpliendo con las viejas profecías, los niños -junto con el león Aslan- serán los encargados de liberar al país de la tiranía de la Burja Blanca y recuperar el verano, la luz y la alegría para todos los habitantes de Narnia.

Fuente: www.casadellibro.com
Fuente: http://www.casadellibro.com

3 -El Caballo y el Muchacho

En un viaje desesperado dos fugitivos se encuentran y, con la ayuda de Aslan, aúnan sus fuerzas no sólo para huir sino también para evitar la conspiración que se cierne sobre el rey Archenland. Pero una batalla terrible decidirá su destino y también el de Narnia.

 

 

4 – El Príncipe Caspian

Fuente: www.casadellibro.com
Fuente: http://www.casadellibro.com

Un príncipe lucha por su corona, al tiempo que descubre la verdadera historia de su pueblo, los telmarinos, unos auténticos piratas terrestres…

Los Pevensie acuden a Narnia de nuevo para ayudar a un príncipe al que se ha negado el trono que legítimamente le corresponde. Caspian reúne un ejército para liberar a su país de un rey desleal. Un combate de honor entre dos hombres solos decidirá el destino de todo un mundo.

Fuente: www.casadellibro.com
Fuente: http://www.casadellibro.com

5- La Travesía del viajero del Alba

Un viaje al auténtico fin del mundo, donde múltiples profecías se verán cumplidas…

Un rey y unos inesperados compañeros de viaje emprenden una travesía que los llevará más allá de toda tierra conocida. A medida que navegan por mares que no aparecen en los mapas, descubren que su misión es más arriesgada de lo que habían imaginado y que el fin del mundo es, en realidad, el umbral de una tierra incógnita.

Fuente: www.casadellibro.com
Fuente: http://www.casadellibro.com

6- La silla de Plata

A través de peligros inauditos y cavernas profundas, marcha un noble grupo de amigos al rescate de un príncipe cautivo. Sin embargo, su misión en la Tierra Inferior los lleva a enfrentarse cara a cara con una maldad más hermosa y letal de lo que habrían esperado encontrar jamás.
Narnia, la tierra donde todo puede suceder.

Fuente: www.casadellibro.com
Fuente: http://www.casadellibro.com

7 – La última Batalla

Durante los últimos días de Narnia, el lugar se enfrenta a su desafío más cruel; no se trata de un invasor de fuera sino de un enemigo interno. Mentiras y traición han echado raíces, y únicamente el rey y un grupo reducido de seguidores leales puede impedir la destrucción de todo lo que más quieren.

 

EL AUTOR

Clive Staples Lewis (Belfast, Irlanda del Norte, 29 de noviembre de 1898 – Oxford, Inglaterra, 22 de noviembre de 1963), popularmente conocido como C. S. Lewis, y llamado Jack por sus amigos, fue un medievalista, apologista cristiano, crítico literario, académico, locutor de radio y ensayista.
Es considerado como una de las figuras más interesantes del pensamiento inglés del siglo XX. Nació en 1898 y falleció en 1963. Estudió literatura, y se destacó como crítico, novelista, y también por sus escritos morales. Entre 1925 y 1954 se desempeñó como “fellow” y tutor en Magdalen College, Oxford, y en 1954 fue nombrado profesor en la Universidad de Cambridge, en la cual, hasta su muerte, enseñó literatura inglesa medieval y del Renacimiento.

 

CRITICA

Es una de las sagas de fantasía que me hizo querer escribir. Para mí los mejores libros son El sobrino del mago y La Silla de Plata, y el peor de todos es sin duda El caballo y el muchacho. La serie de fantasía tiene un estilo muy claro. Todos sus protagonistas están muy bien construidos, tal vez el que más flaquea es Shasta. Sin lugar a dudas porpuesto el mejor malo de toda la saga es Jadis, mas conocida como La Bruja Blanca. Creo que el mundo de Narnia en sí es una obra de arte y encima las tramas de todos los libros son increíbles, sobre todo en La Silla de Plata. Los personajes femeninos no están mal, aunque bueno dejan bastante que desear sin contar a Jill Pole. Es una saga por supuesto para adolescentes, no se la recomiendo para adultos, excepto quizás La Silla de Plata porque es una historia más aparte y no tienes que leerte el resto de libros para entenderlo, además el libro es más adulto. Le doy un 4 sobre 5, no le doy más porque esta orientado a un sector muy concreto. Recomiendo que leáis esta saga si soy jóvenes adolescentes.

Fuentes: www.wikipedia.com http://wwww.lacasadellibro.com

Inmoral cap 16 por Elena Saavedra

Capítulo anterior: https://elenasaavedrasiles.wordpress.com/2016/12/06/inmoral-cap-15-por-elena-saavedra/

Diseño: @goncep

Capítulo 16

Shire se levantó cansada debido a que la otra noche apenas había dormido pensando en lo que le había comentado Irina. Sí, sus nuevos sentimientos la hacían sentir miedo y confusión. Había instalado en su corazón un odio inculcado por su propia experiencia y por su dolor, pero ahora parecía que esos sentimientos estaban siendo remplazados por un amor que no comprendía. Ni si quiera tenía una relación, pero la atención de Johan y su carisma se había abierto poco a poco en su corazón. Shire se vistió con desgana, tenía bastante sueño y a continuación desayunó en su habitación. Al terminar unos ruidos afuera de la taberna llamó su atención, así que abrió su ventana y vio una multitud fuera gritando. Intrigada bajó y allí se encontró con Johan esperándola.

 

— ¿Johan? — preguntó Shire.

— Buenos días Shire. Me preguntaba si querrías dar un paseo conmigo en esta maravillosa mañana y después invitarte a comer. Quiero compensarte por no poder haberme quedado durante tu concierto y así conocerte mejor. ¿Qué me dices?

Hank que estaba en la barra asintió alegre y Shire suspiró — Déjame ponerme un vestido más adecuado para la ocasión, enseguida bajo — Shire subió de nuevo a su habitación y allí se cambió de ropa, cuando volvió a bajar vio a Johan con una sonrisa en los labios y no pudo evitar sonreír también – Ya estoy lista, vámonos.

 

Ambos se marcharon cogidos de la mano y comenzaron a hablar por el camino, el paseo por los jardines de palacio fue maravilloso y la comida aún más. Al final por la tarde fueron a un prado dónde Shire pudo cantarle algo a Johan, haciendo que el joven quedara totalmente prendado de la joven. Al final del día Johan la acompañó hasta la taberna y se despidió de ella con un apasionado beso en los labios.

 

Marga acudió junto a su hijo a la cárcel para ver a su esposo Kauko que sería ajusticiado al día siguiente y quería enseñarle a su hijo se despidiera de su padre antes de morir. Al final Kauko sería recordado como un traidor del reino. Todos sus planes para ser rey se habían esfumado de repente y todo por culpa de esa tal Irina. Marga tenía algo claro, una vez hubiera terminado todo aquello pensaba vengarse de ella.

 

— Hola hijo — saludó Kauko a Neim y luego miró a Marga emocionado — Hola esposa, querida mía… Perdóname… He cometido tantos errores…

— Fuiste confiado y descuidado y ahora por tu culpa seremos unos parias para siempre.

— Lo siento… yo…

— ¿Lo sientes? El compromiso de Kern con Aelle se ha roto. Ahora no tenemos nada y todo ha sido por tu culpa. Yo era feliz con nuestra vida Kauko, pero tú tenías que ir a por más, ¿verdad? — explotó Marga.

— Padre, tú lo eras todo para mí. Pase lo que pase yo siempre te querré.

Kauko sonrió con una lágrima en su rostro — Y yo a vosotros.

Marga comenzó a llorar, pero se tranquilizó al recibir un abrazo de su hijo. Entonces un guardia apareció — Debéis marcharos, se acabó la visita.

Kern asintió emocionado — Vamos, mamá.

 

Los tres se marcharon de la celda emocionados y destrozados. Todo había cambiado y ya no había vuelta atrás. Horlk II terminó de desayunar y vio a Irina medio desnuda delante de él. Horlk II cogió a Irina por detrás y la agarró contra la pared.

 

— Cuando me contaron lo que te había pasado pensé que te había perdido para siempre y casi se me rompe el corazón — Horlk II acarició su culo con suavidad — No vuelvas a asustarme así, ¿de acuerdo?

Irina impidió que una lágrima saliera de su rostro, no podía mostrar lo que sentía delante de Horlk II — No te preocupes pronto estaremos casados, vamos a estar juntos para siempre. ¿Recuerdas?

Horlk II asintió y agarró su culo con fuerza — Sí, pero no te olvides nunca que eres mía desde que te vi. Eres mía ahora y lo serás para siempre. Y te lo voy a demostrar ahora mismo — Horlk II desnudó a Irina y comenzó a penetrarla por detrás.

 

Horlk II agarraba tan fuerte las manos de Irina que dejó marcas en su blanca piel. Ella intentaba controlar su dolor y rabia con seriedad. A Horlk II le daba igual lo que ella sintiera sólo quería satisfacer sus deseos sexuales latentes. Rompió el vestido de Irina y cogió sus tetas y comenzó a manosearla. Ella aprovechó para forzarle y darse la vuelta, no quería que la siguiera tratando así. Así que a pesar de que sabía que se arriesgaba muchísimo se implantó y luchó por sí misma.

 

— ¡Basta! Me haces daño Horlk II — gritó Irina.

Horlk le dio un bofetón — No olvides quién eres y que estás aquí gracias a mí. Podría matarte ahora si me diera la gana, no eres nadie.

Irina asintió y su mejor actuación dio lugar. Irina comenzó a llorar y se apartó del lado de Horlk II — Yo creía que me amabas… Ahora me tratas como si yo no te hubiera satisfecho en todos los sentidos y más. Me hacías daño… me prometiste que nunca me harías daño. Quiero disfrutar contigo, como siempre hemos hecho siempre. ¿No quieres tener de nuevo esas tardes exhaustivas juntos? — Irina se puso una bata y se tapó con lágrimas con los ojos, dándole la espalda a Horlk II — Un día me dijiste que ya no era sólo tu amante, que me querías y que nunca me harías el daño que me hicieron otros…

 

Horlk II era cruel e impasible, pero al ver los ojos azules de Irina inundados en lágrimas y las marcas violetas de sus muñecas una parte de su corazón se rompió. Ella iba a ser su esposa, una buena esposa a pesar de su pasado. Incluso con ese pasado sería mucho mejor esposa que su mujer muerta. Ella le volvía loco, le apasionaba, le satisfacía totalmente; era la primera mujer que no le había tenido nunca miedo y ahora estaba temblando delante de él. Comprendió que había abierto heridas forzándola así. Quería demostrar que ella era suya, que no se confiara; pero eso ya lo había demostrado. El otro día había sido demasiado para él y ahora esto… Horlk II se vistió y se marchó. Estaba cansado, se pasaría el día alejado de todo aquello. Entonces llamaron a la puerta, era un soldado. Irina se marchó a otra habitación y Horlk II abrió la puerta.

— ¿Qué sucede? — preguntó él contundentemente.

El soldado, temblando ni se atrevía a mirarle a los ojos — Es la princesa Aelle, señor. Ha dejado una carta anulando su compromiso y no aparece. Se ha escapado de Rausvai.